¿Qué es la Placa Dental, Cómo se Forma y cómo se Elimina?

Pásate la lengua por encima de los dientes ahora mismo. ¿Sólo comiste o no te has cepillado en un tiempo? Esa película que se siente en los dientes se llama placa. Esto es lo que estás tratando de quitar cada vez que te cepillas los dientes y usas hilo dental, no puedes verlo, pero sabes que está ahí.

La placa es algo que se forma naturalmente y en todo momento, pero es uno de los peores enemigos del cuerpo. La acumulación de placa puede causar dientes amarillos, cálculos dentales, caries y mal aliento

Además en estudios científicos, se ha encontrado que la placa está asociada con enfermedades cardíacas y neurológicas, por lo que es importante entender qué es y cómo tratarla.

¿Qué es la Placa Dental?

La placa es una película pegajosa que se forma constantemente en los dientes. En ella se produce un medio de cultivo propicio para que todas las bacterias de tu boca se encuentren. Estas bacterias son desagradables y tú no debes darles la oportunidad de mudarse y tomar el control.

Si permites que la placa se acumule al saltarte la limpieza de los dientes o al no usar el hilo dental correctamente y con regularidad, tu sistema inmunológico queda permanentemente activado, lo cual lleva a una inflamación innecesaria en el cuerpo.

La inflamación a largo plazo en el cuerpo es lo que causa el envejecimiento prematuro y la enfermedad sistémica. Imagínate si tuvieras algún tipo de virosis durante varios años, tu organismo estaría trabajando todo el tiempo, luchando contra ella y tu cuerpo tendría un gran desgaste adicional.

¿Cómo se Forma la Placa Subgingival y Supragingival?

Las bacterias en tu boca alcanzan su apogeo cuando comes, la comida que ingieres se descompone y las bacterias se dan un festín de azúcares simples. Como lo que entra, debe salir, eso es exactamente lo que sucede después de que las bacterias se dan un festín en tu boca: dejan en tu boca sus excretas.

También Debes Leer  Qué es un Implante Dental y qué Tipos Existen

El ácido liberado por las bacterias después de que consumen azúcares es su producto de desecho y el material que lleva al mal aliento, la destrucción del esmalte y la caries.

Si no remueves la placa dentro de las primeras 48 horas, comienza a endurecerse y calcificarse, siendo imposible retirarla con un cepillo de dientes e hilo dental. Esta placa endurecida se llama sarro.

El sarro debajo del borde de las encías hace que estas se irriten e inflamen. Esta etapa se llama gingivitis y requiere la intervención de un dentista e higienista. Por ello es imprescindible evitar que la pegajosa placa se acumule en tu boca.

Generalmente hay 2 tipos de placa dental bacteriana:

  • Subgingival: aquí las acumulaciones se encuentran en el surco de la pieza dental.
  • Supragingival: aquí las agregaciones microbianas se encuentran en la superficie dental.

¿Se Puede Evitar la Placa en los Dientes?

Si quieres atrapar la placa en sus primeras etapas, antes de que se convierta en una capa más gruesa o en el sarro calcificado y difícil de raspar. El cepillado y el empleo adecuado del hilo dental eliminan la placa antes de que pueda causar mucho daño.

Si no estás usando hilo dental, estás dejando en tu boca la mayoría de esta placa, recuerda que se forma inmediatamente después de una comida, ya que el cepillado sólo elimina el 40% de ella es una acción totalmente necesaria aprender a usar la seda dental y hacerlo con la técnica adecuada.

Debes cepillarte después de las comidas, o al menos dos veces al día. La placa se encuentra en su etapa más frágil a las pocas horas de comer. Cuanto antes se elimine la placa, mejor. Usa hilo dental después de las comidas, o al menos una vez al día. Al igual que con el cepillado, la frecuencia y la calidad son importantes.

Consume una dieta alta en verduras y limita los carbohidratos que contienen grandes cantidades de almidón. A las bacterias les encantan las galletas dulces y saladas y los azúcares simples y no les gusta tanto el brócoli, en este aspecto se parecen a las personas.

También Debes Leer  ¿Qué es la Sensibilidad Dental?  Causas, Síntomas y Tratamientos

A medida que restringes los alimentos que atraen a los microorganismos, limitas la cantidad de placa. Debes saber que hay muchos alimentos que denominamos saludables y que pese a ello hay que limitar su consumo, ya que son tan malos como los caramelos para atraer a estos seres microscópicos.

¿Cómo puedo Eliminar la Placa Bacteriana?

Es necesario acudir al odontólogo para que te haga limpiezas dentales con cierta frecuencia. Algunas personas son muy buenas con el hilo dental y el cepillo de dientes, y otras no tanto.

Pero no importa en qué lado te ubiques, siempre tendrás que asistir a la consulta de un especialista para eliminar la placa y el sarro que inevitablemente saldrán por debajo de la línea de las encías y en tus dientes, eso nos pasa a todos.

Tú solo no puedes. Seguro que en los medios de comunicación encontrarás un sinfín de opciones y procedimientos para eliminar la placa y el sarro en la casa, pero simplemente no es posible y algunos remedios pueden generar un mayor daño.

Por ejemplo, el bicarbonato de sodio puede ayudarte a eliminar la placa más o menos eficazmente, pero su uso prolongado puede debilitar el esmalte, irritar las encías y a la larga generar gingivitis y la formación de caries. Los enjuagues bucales no pueden eliminarla por arte de magia, aunque sean los mejores.

Si quieres usar tus propios instrumentos en casa no funcionarán porque no puedes llegar físicamente a todos los lugares, por no mencionar el riesgo de dañar seriamente el esmalte de tus dientes con herramientas lo suficientemente afiladas como para eliminar la placa y el sarro.

Si lo dejas en manos de un profesional este logrará llegar a los sitios donde a ti se te hace imposible, además debes considerar que las bacterias más virulentas por lo general están debajo de las encías.

Los dentistas eliminan esta placa de manera efectiva y fácil a través del raspado, una técnica dental que como su nombre lo indica, tiene por  objetivo eliminar este sarro fracturándolo mecánicamente en cada diente. Este procedimiento es seguido por el pulido de los dientes más una limpieza profunda de la boca.

 

error: Content is protected !!